martes, 1 de enero de 2019

INFUSIÓN DIGESTIVA PARA DESPUÉS DE LOS EVENTOS DE NAVIDAD

En estas fechas de atracón tras atracón, el estómago se termina resintiendo y creándonos un hastío que parece que solo el ayuno puede compensar.

Es cierto que 24 horas de ayuno obran milagros, pero si le prestamos ayuda, podemos conseguir que éste sea más cómodo y más efectivo. 

Las hierbas en general, tomadas en infusión, y cada una para lo suyo, son un remedio fácil, barato y, si me apuras, milagroso; porque te hacen sentir bien solo con su aroma. Esta mezcla que propongo es una maravilla para estómagos estropeados, incluso para gastroenteritis y ayuda a todo ayuno (o dieta) que pretenda depurar, limpiar y acomodar la tripa.

Ingredientes:

* 1'5 l. de agua.
* 1 cucharada sopera no colmada de manzanilla,
* 1 cucharada sopera no colmada de poleo,
* 1 flor de anís estrellado,
*5 hojas secas de stevia


Procedimiento:

* Ponemos el agua en un cazo al fuego, con el anís y la stevia.
* Esperamos que rompa a hervir y cocemos 30 segundos.
* Apagamos el fuego. Cuando deje de hervir, añadimos la manzanilla y el poleo, removemos un poco y tapamos el cazo, dejando infusionar hasta que tome el color y la temperatura deseados.


Unas observaciones:

*No necesita edulcorante, ni miel ni azúcar, porque para eso le hemos puesto stevia. 
*Se puede hacer una cantidad importante, como ésta que propongo, y tener en una jarra para ir bebiendo en el día. En frío no se estropea.
*Si se toma recién hecha tras una comilona, se le puede añadir un chorrito de orujo de hierbas, directamente en la taza.


Toma nota, tu tripa te lo va a agradecer.


No hay comentarios:

Publicar un comentario