viernes, 17 de enero de 2014

Crema de calabacines

Esta crema está elaborada con una vaporera eléctrica. Es ésta máquina que os presento aquí  y que, si bien es muy útil y a mí me gusta mucho usarla, no deja de ser prescindible para ésta y otras recetas en las que la menciono. 

Es como indico a continuación como he elaborado ésta crema de calabacín, pero siempre hay más opciones si no se tiene vaporera. Luego veremos.


Ingredientes:

  •  1 kg. de calabacines.
  •  1 patata (de unos 200 grs.).
  •  1/2 cebolla (o entera, si es pequeña).
  •  1 nuez de mantequilla.
  •  c/s de sal.
  •  un pellizco de ralladura de nuez moscada y unas gotas de AOVE.


Procedimiento:
  • Cocemos en la vaporera la cebolla partida a cuartos durante 10'. Añadimos la patata pelada y partida otros 5' y, por último, los calabacines pelados y enteros unos 15' más. Comprobamos que están tiernos y se retiran o se vuelven a poner el tiempo suficiente hasta que lo estén. Sin sal. Estropearíamos la vaporera.
  • Ponemos  todo en el vaso batidor, con la sal y la nuez de mantequilla y se bate hasta obtener una crema de textura deseada. Si quedara un poco líquida, es mejor esperar a que atempere un poco. Se asentará un poco y espesar.
  • al emplatar (mejor en cuenco que en plato) se decora con ralladura de nuez moscada y un chorrito de AOVE.



Si no tenemos vaporera, se puede cocer al vapor en una olla con un escurridor de metal y algo que sirva como patas, como unos tenedores puestos con los dientes hacia abajo. También podemos cocer al vapor en un wok, con un escurridor metálico, una tapadera y unos palillos puestos en cruz en el fondo, para que el agua no toque el escurridor. En último caso, cocemos en muy poquita agua y a fuego lento. Luego hay que escurrir el caldo, o nos quedará demasiado líquida.

Otro aderezo interesante sería, en lugar de ralladura de nuez moscada y AOVE, unas gotas de aceite de trufa blanca.

No hay comentarios:

Publicar un comentario